Glosario de drogas
Hay diferentes formas de clasificar las drogas, la más usada es por el efecto, también el estatus legal o ilegal de las drogas es otra manera de clasificarlas, por sus características químicas también es un criterio frecuente para su clasificación, así como su origen (natural o sintético).
Depresores: Alteran la conducta y las funciones vitales del organismo a través de un efecto tipo depresor que consiste en la disminución de la actividad del sistema nervioso, a través de cambios en los neurotransmisores del cerebro. Sus efectos principales incluyen, euforia, desinhibición, locuacidad, alteraciones en la coordinación, la marcha, percepción del tiempo, reflejos disminuidos, somnolencia, alteraciones de la conducta, coma y muerte. Pertenecen a este grupo: Alcohol, Tranquilizantes, Marihuana, Hipnóticos, Opiáceos y los Inhalables

Estimulantes: Son aquellas que excitan las funciones de las células del cerebro y de otros sistemas del cuerpo, aumentando el estado de alerta e incrementan el pulso, la presión y la temperatura. Producen un estado de euforia y aceleramiento (Hiperactividad). Sus efectos principales incluyen, aumento de Dopamina en los centros cerebrales del placer, alteraciones del estado de ánimo, pérdida de apetito, hiperactividad, ansiedad, insomnio, paranoia, aumento de la presión en sangre y los latidos del corazón, puede haber arritmias y convulsiones. Pertenecen a este grupo: Cocaína y crack o “piedra”, Anfetaminas, Medicamentos para bajar de peso, Cafeína y Nicotina

Alucinógenos: Se caracterizan por alterar la transmisión química de los centros del cerebro relacionados con la percepción (visión, audición, olfato y tacto). Pueden ser drogas tanto naturales como sintéticas Inducen alucinaciones auditivas, visuales y alteraciones de la percepción de la realidad, despersonalización, ansiedad y alteración de la imagen corporal. En muchas comunidades indígenas tienen un fin mágico–religioso. Es el medio con él se ligan los sujetos con sus dioses. En sociedades modernas, el uso refiere a la experimentación. Regularmente se realiza sin motivos religiosos. Pertenecen a este grupo: Mezcalina (Peyote), psilocibina (Hongos) y como droga sintética el LSD.

Esteroides anabólicos: Son sustancias de uso médico relacionadas con las hormonas masculinas que ayudan a la asimilación de los nutrientes facilitando el crecimiento muscular, usadas en medicina para terapia de sustitución y fines de nutrición. El abuso de esteroides es más frecuente en atletas y fisicoculturistas. Inducen crecimiento de masa muscular, misma que disminuye cuando dejan de usarse. Alteraciones del estado de ánimo, irritabilidad, depresiones severas y conducta agresiva cuando dejan de ser suministradas (síndrome de Abstinencia) Pueden inducir alteraciones en la sangre, los riñones y daño en el hígado.

Drogas de Síntesis: Son sustancias creadas en laboratorios clandestinos que, al ser consumidas, producen efectos de estimulación en el sistema nervioso central y daño en los tejidos nerviosos. El grupo incluye a las metanfetaminas caracterizadas por sus intensos efectos estimulantes y alto poder adictivo. Pertenecen a este grupo: Extasis, Ice y GHB (ácido gammahidroxibutírico). Y muchas otras más, ya que siempre se están creando sustancias nuevas. Inhalables: Sustancias que se transforman en vapor a temperatura ambiente. Estas sustancias se inhalan para obtener efectos psicoactivos, son disolventes orgánicos presentes en numerosos productos de uso doméstico e industrial (como pegamento, aerosoles, pinturas, disolventes industriales, quitaesmaltes, gasolina y líquidos de limpieza) y los nitritos alifáticos, como el nitrito de amilo. Algunas sustancias son directamente tóxicas para el hígado, el riñón o el corazón y algunas producen neuropatía periférica o degeneración cerebral progresiva. Los signos de intoxicación son agresividad, beligerancia, letargo, alteración psicomotriz, euforia, alteración del juicio, mareo, nistagmo, visión borrosa o diplopía, habla farfullante, temblor, marcha inestable, hiperreflexia, debilidad muscular, estupor o coma.

Opiáceos: El opio es el jugo desecado que se obtiene de las cápsulas de la planta papaver somniferum o adormidera. El opio contiene aproximadamente 25 componentes activos, pero solo seis tienen utilidad médica: Morfina, Codeína, Papaverina, tebaina, narcotina y nerceína. La intoxicación con cualquiera de estas sustancias produce somnolencia, letargo y sedación. Alteraciones en el ritmo cardiaco, con disminución de la presión arterial y de la temperatura, así como depresión respiratoria que puede causar la muerte. Los derivados del opio son la morfina y la codeína.