Evidencia científica confirma que consumir mariguana...

Publicado el 30 Octubre 2017

Ciudad de México a 25 de octubre de 2017.

                              Boletín de prensa 011/2017

Contrario a la creencia popular, la evidencia científica confirma que consumir mariguana genera tolerancia, abstinencia y adicción

• Lo anterior fue afirmado durante el segundo día de trabajos del Foro Mariguana, una mirada desde la evidencia científica, organizado por el IAPA

• Los elementos del humo de la mariguana y los del tabaco tienen mucho en común e igualmente dañan la salud de las personas, advirtieron los especialistas

• Igualmente destacaron la necesidad de mejorar las estrategias y los servicios para atender a la población joven que consume sustancias psicoactivas

El Cannabidiol puede ser la “molécula patrón” de la mariguana para desarrollar medicamentos basados en dicha planta, destacó hoy la investigadora del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (CINVESTAV), Silvia Cruz Martín del Campo, durante el segundo día de trabajos del Foro Mariguana, una mirada desde la evidencia científica, organizado por el Instituto para la Atención y Prevención de las Adicciones en la Ciudad de México.

Lo ideal, dijo, es que cuando esos medicamentos se produzcan y estén disponibles para la población deberán ser recetados sólo por médicos.

El Cannabidiol dijo, tiene utilidad para tratar la epilepsia pero precisó que no la cura, por lo que insistió en que la atención de dicha enfermedad debe continuarse con el medicamento prescrito por el neurólogo tratante.

El segundo día de trabajos del Foro inició con la presentación de dos ponencias magistrales, la primera estuvo a cargo de la Dra. Silvia Cruz Martín del Campo. La segunda fue presentada por la Dra. María Elena Medina Mora, Directora General del Instituto Nacional de Psiquiatría “Ramón de la Fuente Muñiz”.

La ponencia de la Dra. Silvia Cruz se tituló Ciencia y creencias en torno a la mariguana y estuvo dedicada a abordar la brecha que existe entre lo que se cree acerca de la mariguana y lo que se sabe de ésta con base en investigaciones científicas.

En este sentido, la investigadora refirió algunas creencias populares que consideran a la mariguana como algo “natural” y que, por lo tanto, no hace daño; o bien que “no produce síndrome de abstinencia”, incluso que “no tiene efectos adversos importantes” y que “hace menos daño que el cigarro”.

En su exposición la especialista demostró, con base en diversos estudios, que todas esas creencias son erróneas. De esta forma, precisó, lo “natural” no es sinónimo de inofensivo o saludable. Las serpientes son naturales y algunas de ellas son venenosas y mortales, dijo. Es importante saber de qué estamos hablando para definirlo correctamente, precisó.

Al referirse a la creencia de que la mariguana no produce síndrome de abstinencia, explicó que éste sí se manifiesta y que el organismo de la persona que consume dicha sustancia va generando tolerancia a la misma.

Detalló que la sustancia psicoactiva de la mariguana, el delta-9-tetrahidrocannabinol (THC), se disuelve en los lípidos, se deposita en la sangre y en el tejido graso, por lo que se va liberando paulatinamente y cuando se termina la persona siente la necesidad de volver a consumir.

El síndrome de abstinencia se manifiesta mediante ansiedad, irritabilidad, dificultad para dormir, inquietud, disminución del apetito, entre otros síntomas. Para evitar éstos la persona tiene que consumir nuevamente. La adicción, agregó, se desarrolla en uno de cada 9 usuarios antes de los 18 años, pero si el consumo inicia en edades tempranas la adicción se desarrolla en una de cada 6 personas. La mariguana si produce tolerancia, abstinencia y adicción, concluyó.

Respecto de la creencia de que la mariguana hace menos daño que el cigarro, la Dra. Silvia Cruz explicó que los efectos son similares a los del tabaco. Diversos estudios demuestran que los elementos del humo de la mariguana y los del tabaco tienen mucho en común, señaló.

Por otra parte, la Dra. María Elena Medina Mora presentó la conferencia magistral Mariguana y Salud Mental durante la adolescencia. En ella detalló que los adolescentes son las principales víctimas de delito, que la adolescencia es la etapa en la que más riesgos se corren y en la que se registran los índices más altos de muerte por suicidio.

Dijo que en relación con el consumo de drogas se requiere de acciones diferenciadas para atender los casos de experimentación, el uso regular o el abuso de drogas, con el fin de brindar protección, prevención, tratamiento y mantenimiento. Igualmente, destacó que uno de los principales retos es contar con un sistema que permita definir el tipo de servicios que requieren las personas que consumen sustancias psicoactivas.

En una de las mesas de análisis efectuadas hoy se trató el tema de Los medios masivos de comunicación como promotores de la prevención del consumo de mariguana.

En dicha mesa participaron la Dra. Carmen Millé Moyano, Directora General de CRECE, A.C., con el tema Los medios de comunicación, co-constructores de la interpretación acerca del consumo de la mariguana; la Lic. Patricia Reyes del Olmo, Directora General de CAEDRO, A.C. con el tema Dimes y diretes sobre la mariguana, en los medios masivos de comunicación; la Dra. Florence Toussaint Alcaraz, Académica del Centro de Estudios Teóricos y Multidisciplinarios en Ciencias Sociales de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM, con el tema Retrato del trasiego de drogas: impacto en el público; y el Mtro. César Carrillo Trueba, Editor de la Revista Ciencias de la Facultad de Ciencias de la UNAM, quien expuso el tema Los dilemas de la comunicación de la ciencia ante el consumo de mariguana.

En términos generales los ponentes destacaron la necesidad de reflexionar sobre el manejo que hacen los medios de comunicación de los temas vinculados con la vida cotidiana, el consumo de drogas y sus consecuencias, así como en la necesidad de promover más programas de prevención.

Se hizo referencia al auge de las denominadas narco novelas, que generan en la población joven deseos y aspiraciones de glamour pero ligados al tráfico de drogas, además de que crean un ideal de héroe en cada uno de sus personajes.

0-0-0-0